Síguenos en nuestras redes sociales

Sinú al Día

frases_de_la_vida_cortas_para_reflexionar_1_600

Opinión

AY LA VIDA

Por PDK.

PDKLa vida es bella y tiene diversos colores y matices, cada uno decide cómo colorearla.  Cuando compramos una caja de colores, vemos que incluye unos que de tanto utilizarlos se desgastan o se gastan más rápidamente que otros, e incluso también viene el blanco y el negro que, aunque muy poco se usan, hacen parte de la gama de colores que podríamos apreciar.

Así mismo, en la existencia humana pasamos por diferentes facetas, realidades y circunstancias que nos ayudan a crecer y madurar, de tal manera que si sabemos vivir el día a día se va fortaleciendo y forjando nuestra personalidad. Cada situación es una oportunidad para desarrollarnos, depende de nosotros, pues en ocasiones sería bueno recordar la fábula: ¿Quién se robó mi queso?, aquellas cosas que nos fuerzan a cambiar, pero que muchas veces no nos dejan ver más allá de lo que aparece delante de nuestra realidad sensorial.

Nos es fácil asumir la vida cuando todo está bien, cuando lo único necesario es estar, cuando parece que todo es color de rosa y que el mundo gira a nuestro alrededor; lo que es difícil es ser capaces de reconocer que hemos cometido errores, que hemos fallado, o que simplemente las cosas no son como habíamos pensado, e incluso puede ser que mis planes no hayan salido como los tenía estructurado.

Desde niños hemos aprendido que los cuentos tienen inicio, nudo y desenlace, pero no nos dijeron que la vida es mucho más que un cuento, pues es una experiencia de avance y retroceso. Nadie quiere retroceder eso es cierto, son muchas las veces que hemos escuchado: “pa’ atrás ni pa’ coger impulso”, pero en la vida, al igual que como en algunos carritos de la infancia, hay que echar pa’ atrás pa’ coger fuerza y no volver a los mismos abismos del pasado.

Nuestra historia, no es perfecta, tiene como lo mostraría un electrocardiograma, altos y bajos, aristas, trazados y ondas, en fin, realidades que muchas veces ni siquiera sabemos interpretar a primera vista. Cuántas situaciones hemos vivido que todavía hoy nos preguntamos: ¿Por qué a mí?, ¿para qué a mí?, lo importante es saber que mientras la gráfica muestre algo diferente a una línea continua horizontal hay posibilidad de ser mejores y de afrontar nuevos retos.

Ante tantas realidades ¡detente! abre los ojos y mira que a tu alrededor hay vida y lo más importante Dios te ha creado con muchas capacidades y talentos, aún estás a tiempo de explorar y explotarlos, no te dejes limitar por nada, ni por nadie, sigue adelante, los problemas tienen solución y la vida te da cada día múltiples opciones.

Te propongo que trabajemos las 3F como un antídoto para esos momentos de desesperación en los que parece que la vida pierde sentido. Sugiero de manera especial que los meditemos y socialicemos particularmente con los niños, adolescentes y jóvenes.

FRUSTRACIÓN: 

Decir sí o no, parece sencillo, pero resulta complejo cuando de decisiones se trata. Es en la infancia, etapa decisiva para obtener patrones de comportamiento, en donde aprendemos a descubrir que no todo nos es posible o debido y a reconocer las figuras de autoridad.  Por eso es de vital importancia, que a los antojos de los niños se diga no, si necesario y oportuno decirlo, aun cuando hagan pataletas.  Hay que saber mantenerse firme para ir potencializando la capacidad de frustración, de tal forma que en la adolescencia o en la juventud, frente a realidades adversas, sepan responder asertivamente.

Sepan que, con una decisión amorosa o un fracaso afectivo, no se acaba la vida, al igual que un mal negocio o una mala inversión, no es el final de todo.  Es saber levantarse y seguir adelante, hemos escuchado la palabra resiliencia, es bueno aplicarla en la vida cotidiana y actuar con madurez. ¿Qué tanta capacidad de frustración tienes?

FELICIDAD:

Los padres no quieren que sus hijos sufran e incluso quisiéramos que las personas que amamos vivieran en una burbuja de oro protegidos de todo peligro, realidad que en vez de ser benéfica para las futuras generaciones, no es más que una seudo felicidad, llena de lujos y de acumulación de cosas.

También se va creando un grado de dependencia dañina que en muchas ocasiones se vuelve enfermiza llegando a pensar que si la otra persona no está no se puede ser feliz. En el estado actual de la sociedad vivimos de falsas realidades, nos hemos acostumbrado a la cultura de lo desechable, pareciera que nuestra felicidad la asociáramos a lo que se utiliza y luego se tira, muchas personas sufren por ser instrumentalizadas, por eso es bueno enseñar y aprender lo valioso que somos, valorarnos porque Dios nos ha creado con amor y nos sostiene con su misericordia dándonos cada día un motivo nuevo para ser dichoso, para ser feliz. ¿Qué estás haciendo para ser feliz?

FE:

Algunos piensan que la esencia de la libertad consiste en que el hombre es el fin de sí mismo, el único artífice y creador de su propia historia dejando por fuera la dimensión espiritual y la necesidad de creer.  Es por esto que vemos como poco a poco se va perdiendo la esperanza en la propia existencia y caemos en un pesimismo que en muchas ocasiones se convierte en colectivo. Cuán importante es enseñarles a las futuras generaciones a amar a Dios, a tener intimidad con el Creador, a buscar su bondad y su misericordia para superar tantas realidades que a diario se presentan.

Es urgente saber que “el misterio del hombre solo se esclarece en el misterio del Verbo encarnado” (gaudium et spes 22), que Dios es fiel y es bueno y nos llama a una vida nueva para tener siempre una visión de justicia y de paz interior, para caminar en gracia y en bendición, recuerda las palabras de Jesús a Marta: “¿No te he dicho que si crees verás la gloria de Dios?”, tus días oscuros pueden ser iluminados por la fe en aquel que te ama. ¿Tienes tu fe puesta en quien todo lo hace posible?

Tu FE puesta en Dios te ayudará a vislumbrar el camino de la FELICIDAD y a tener mayor capacidad de FRUSTRACIÓN

Más en Opinión

To Top